Blog informativo y de divulgación de la AGRM donde se recogen apuntes sobre:
1 - Actualidad Académica, 2 - Recetario de Cocina Regional, 3 - Mapa Regional de Aromas y Sabores, 4 - Conocimiento y Difusión, 5 - Noticias Gastronómicas, 6 - Panorama Regional y 7 - La Academia opina.


CINCUENTA CUATRO MURCIANOS ENTRE LOS MEJORES RESTAURANTES DE ESPAÑA


-PANORAMA REGIONAL-


En 2017 brillarán 13 “Soles” repartidos por toda la geografía regional. A ellos se suman 14 restaurantes especialmente “Recomendados”.

Este protagonismo regional lo encabeza La Cabaña, con 3 Soles y El Olivar con 2 Soles. Asciende con su primer Sol el restaurante Alborada, en Murcia, y su jefe de cocina, David Muñoz.

Destacan entre las novedades, la entrada del Centro de Cualificación Turística reconociendo la magnífica labor formadora en su espléndido restaurante escuela.

Por primera vez los municipios de Mula y Bullas entran en la prestigiosa Guía con ficha propia y restaurantes locales, Casino y Borrego, respectivamente. Se completa así la presencia del Noroeste con miras a visibilizar la ruta del Año Jubilar 2017.

Desde hace cinco años, la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia vela, entre otras muchas tareas, para que esta destacada guía sea un poco más murciana cada año.

En palabras del presidente de la Academia de Gastronomía, Rodrigo A. Borrega, “llevamos varios años trabajando y apoyando a la restauración y la hostelería regional para hacer visible que nuestra región atesora un potencial gastronómico y agroalimentario tremendo".

Borrega destaca que "el primer restaurante murciano con 3 Soles fue un gran logro el año pasado. Este año hemos alcanzado los 13 Soles para la Región. Y un total de 54 restaurantes son merecedores de estar en entre los 2.000 que conforman la guía de referencia sobre España y Portugal. Todos son buenas noticias: El CCT entra por primera vez en la Guía reconociendo la magnífica labor formadora en su espléndido restaurante escuela; Mula y Bullas entran como nuevos municipios con ficha propia, algo complicadísimo por la limitación de páginas y contenidos".

En este sentido el presidente de la Academia revela que "era otro de nuestros objetivos para que se visibilice la ruta completa del Noroeste y ese importante acontecimiento con el Año Jubilar 2017; Cartagena y costa amplían y enriquecen su abanico de destacados restaurantes".





Rodrigo Borrega concluye que "la Academia de Gastronomía va a continuar liderando los esfuerzos para poner el foco de atención sobre todo lo bueno que se hace en la restauración regional. Estamos convencidos de que la guía Repsol es una inmejorable oportunidad de hacer visible nuestra Región y su gastronomía a través de la restauración, por todo el mundo. Hace apenas unos años estábamos en una posición de enorme desventaja frente a otras regiones que venían trabajando la promoción exterior de su gastronomía desde hace tiempo. Hoy hemos recuperado posiciones y estamos ya en el pelotón de cabeza y ahora más que nunca hay que esforzarse por ser mejores profesionales y que cada comensal que se sienta a una mesa murciana tenga una experiencia inolvidable”. 

Borrega señala, “Si no estamos presentes en las guías de referencia de viajes, gastronomía y restauración sencillamente no existimos. Estamos apostando todo nuestro esfuerzo a poner el foco de luz sobre una región que tiene un patrimonio gastronómico variadísimo, resultado de la fusión milenaria de siete civilizaciones, y un esperanzador grupo de cocineros, restauradores y hosteleros, bodegueros, enólogos, empresarios y especialistas de la agroalimentación regional que están trabajando muy bien para poner a la región donde le corresponde como potencia gastronómica y alimentaria”. La creación de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia tiene en éste uno de sus objetivos primordiales”.





La guía Repsol está considerada la más influyente guía de referencia de la restauración nacional por su difusión – en papel, en versión online y en aplicaciones para móviles –, su dilatada trayectoria – con la edición 2014 la guía cumplió 35 años de liderazgo en el mundo del viaje y la gastronomía- y el medido proceso de reseñas y valoración que ejecutan conjuntamente La Cofradía de la Buena Mesa y la Real Academia de Gastronomía de España a través de las Academias Regionales, presentes en todas las Comunidades Autónomas.

Víctor Meseguer, vicepresidente de la Academia de Gastronomía, es el coordinador del equipo de trabajo que elabora la propuesta detallada de restaurantes candidatos a entrar, permanecer o salir de la guía, así como los destacados para ser clasificados como “Recomendados” y los candidatos relevantes a obtener alguno de los contados “Soles”. Meseguer afirma con contundencia “que para nosotros uno de los factores más importantes para que Murcia gane relevancia como región gastronómica es contar con restaurantes merecedores de ser clasificados como “Recomendados”. ¿Por qué? Porque es el ejemplo de que contamos con una restauración de calidad-precio muy buena. Como todo en la vida solo si eres bueno puedes aspirar a ser mejor. Los restaurantes con “Sol” son siempre una minoría de gran calidad y una cocina de especial referencia”.

La oferta gastronómica, la variedad agroalimentaria, el patrimonio enológico y la riqueza turística de todas las regiones españolas se aglutinan en torno una cuidada edición en papel que se ve complementada por un potente portal web www.guiarepsol.es que con más de dos millones y medio de visitas mensuales es el espacio web sobre gastronomía y viajes por España más visitado.




Alberto Requena, vicepresidente de la Academia, ha destacado la complejidad de las aportaciones a la Guía Repsol: “realizamos un trabajo en equipo a lo largo de todo el año donde, casi como en un laboratorio, cada cual realiza una labor de precisión, búsqueda y contrastar resultados y a la vez no olvidamos la visión estratégica a la hora de elaborar una buena relación de restaurantes candidatos para la Guía. Este año teníamos el reto de que el Sol, gastronómicamente hablando, no se pusiera en nuestra Región. Es nuestra humilde aportación en apoyo de tantos buenos profesionales”.

 Hay más de 200.000 restaurantes censados por toda España y la Guía Repsol recoge una escogida relación que nunca supera los 2.000 restaurantes y hoteles. De ahí la labor continúa de las Academias de Gastronomía, durante todo el año, para llevar una propuesta trabajada y estudiada con el fin de conseguir el mejor resultado posible en las periódicas reuniones de trabajo. A ello se complementa la labor de seguimiento de inspectores de la guía sobre los restaurantes más destacados o que aspiran a contar con alguno de los soles que anualmente distinguen a los mejor considerados.

El presidente de Honor de la Academia de Gastronomía, Tomás Zamora, apunta una reflexión sobre la importancia socioeconómica de la gastronomía en el momento actual con la mirada puesta en el principal reto para la gastronomía murciana: “sólo si conseguimos que nuestra gastronomía sea conocida y valorada primeramente por los murcianos, entonces será de interés fuera de nuestra región. Y la guía Repsol, tanto en papel como en internet es una muy potente aliada”.

Para la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia los puntos clave en el futuro inmediato de la restauración y la hostelería local pasan por la formación continua, la recuperación de la variedad gastronómica local y la apuesta por la innovación y la calidad de la oferta así como en el uso de productos agroalimentarios nacionales y regionales.

Rodrigo Borrega asegura que “estamos empezando. Desde la Academia de Gastronomía somos conscientes de que hay retos que exigen nuestra participación para sumar esfuerzos y afrontarlos. Algo tenemos pendiente cuando somos conocidos mundialmente como la “huerta de Europa” y sin embargo queda mucho por hacer para que nuestra Región sea reconocida por su gastronomía y sus vinos”.




ACTO DE INGRESO DE PACHI LARROSA COMO ACADÉMICO DE NÚMERO


 

EL PRESIDENTE

 DE LA  ACADEMIA DE GASTRONOMÍA DE LA REGIÓN DE MURCIA

 

LE SALUDA

Y se complace en invitarle al acto de ingreso como académico de Número de

D. Pachi Larrosa Sancho

Quien pronunciará su discurso bajo el título

“La crítica gastronómica, ¿un género periodístico en crisis?”

El discurso de contestación correrá a cargo del académico de Número

D. Víctor Meseguer  Sánchez

 


El acto tendrá lugar el próximo lunes 21 de noviembre de 2016 a las 19:30 horas

en el Salón de actos del Centro de Cualificación Turística, sito en la ciudad de Murcia.
 
           C/ Pintor Aurelio Pérez, 1.              * Al término del acto se servirá un vino español             S.R.C. en el correo  agrm.rrii@gmail.com
 
 
 
LITERATURA, PERIODISMO Y GASTRONOMÍA
 
 
Víctor Meseguer
Vicepresidente de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia
 
 
«En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero, adarga antigua, rocín flaco y galgo corredor. Una olla de algo más vaca que carnero, salpicón las más noches, duelos y quebrantos los sábados, lentejas los viernes, algún palomino de añadidura los domingos, consumían las tres partes de su hacienda…». Y así es como da comienzo El Quijote, una de nuestras grandes obras maestras. La comida forma parte inexorablemente de la literatura y también a la inversa. En no pocas novelas, cuentos o poesías, la comida y el arte de comer se funden en un tropel de palabras, de sensaciones que, al juntarlos, nos deleitan convertidas en auténticas obras de arte.
 
No solo Miguel de Cervantes ofrece un papel primordial en su obra a la comida, también lo hacen autores como Scott Fitzgerald, quien en su novela El Gran Gatsby describe múltiples cenas en las que se reunía la alta sociedad. Ora banquetes ampulosos, ora íntimas cenas recatadas, pero siempre la comida como hilo conductor. Elemento en torno al cual se forjan los cimientos de una pareja, se charla distendidamente, se juega, se canta, en definitiva, se vive.
 
Dickens, en su Cuento de Navidad centra una triste historia alrededor de la cena de Nochebuena. Una mezcla de sentimientos donde el protagonista rechaza a su sobrino, sumido en el recuerdo de la soledad, la invitación a sentarse a su mesa, aunque finalmente impera la razón y se torna en amabilidad y generosidad, terminando por comprarle y regalarle un pavo.
 
El vino también ha servido a Roald Dahl como elemento central para trazar un relato de punta fina, un brillante juego de adivinación que, arengado por pura bravuconería, puede llevar al protagonista a obligar a su hija a que se case con uno de los comensales, un famoso gastrónomo.
 
La gastronomía, como puede observarse, ha sido una constante en la literatura. Podemos recordar que Homero en La Iliada desata la Guerra de Troya en un banquete. Y también rememorar con ternura como en la novela de Proust, En Busca del Tiempo Perdido, una simple magdalena mojada en café se convierte en el símbolo evocador de la infancia del protagonista, punto de inflexión a partir del cual el personaje rebuscará capítulos de su vida perdidos en los rincones más recónditos de su memoria.
 
El mismísimo Borges contó una vez —con ese tono de sorna mentirosa que usaba en algunas ocasiones para burlarse de sí mismo— que había decidido divorciarse de su primera mujer la noche en que ella le sirvió para cenar, al mismo tiempo, un plato de ensalada y un café con leche. Lo consideró, con toda razón, un menú abominable. «Me di cuenta —dijo— que no me quería».
 
También García Márquez en El Coronel no tiene quien le escriba utiliza ese gallo como símbolo de poder, objeto también de disputa, pues la mujer del Coronel, cansada de pasar hambre, le exigía a diario matar el gallo para poder comer.
 
Periodismo, literatura y gastronomía están íntimamente relacionados. Afirmaba el autor de Cien años de soledad que el periodismo es “una pasión insaciable que sólo puede digerirse y humanizarse por su confrontación descarnada con la realidad”. Para ser periodista hace falta una base cultural importante, mucha práctica y también mucha ética. Cualidades extrapolables a la gastronomía, reflejo de la cultura y costumbres de una sociedad, en definitiva, todo un arte. Y es que la cocina, es alquimia de amor, como acertadamente la definiera Guy de Maupassant.
 
La comida es un elemento inherente a nuestra cultura, algo insustituible en nuestras vidas, que, en ocasiones, dista mucho de ser un simple alimento, convirtiéndose en componente estético, sensitivo, en un factor clave en el arte. Y para algunos, también en nuestro trabajo o vocación: el oficio de juntar palabras. 
 
Y como sostiene Daniel Greve que “para dedicarse al periodismo gastronómico hay que vibrar con la cocina. Con lo simple, con lo complejo. Con lo sofisticado, con lo austero”.  Creo que es el caso de Pachi Larrosa, maestro de periodistas y fedatario de todo cuanto se “cuece” en torno a los fogones, y de las virtudes de este maravilloso arte.  Él siempre nos ha hablado de lo divino: la gastronomía y de lo humano, el periodismo.
 
El próximo lunes 21 de noviembre de 2016, a las 19:00 horas en el Centro de Cualificación Turística tendrá lugar el Acto de ingreso como académico de Número de D. Pachi Larrosa Sancho en la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia.  
¡Qué suerte la nuestra!
 
 
 
* Publicado en el Diario La Verdad (10.11.16)




EL MURCIANO "LA CABAÑA", ÚNICO NUEVO RESTAURANTE ESPAÑOL CON 3 SOLES


-PANORAMA REGIONAL-



(De izqda. a dcha.) Alberto Requena, vicepresidente de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia, Pablo González-Conejero, jefe de cocina y propietario de Finca Buenavista, primer 3 “Soles” de la Región de murcia y único nuevo máximo galardonado a nivel nacional en la edición 2016 de la Guía Repsol y Rodrigo A. Borrega, presidente de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia.


En palabras del presidente de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia, Rodrigo A. Borrega, “llevamos varios años trabajando y apoyando a la restauración y la hostelería regional para hacer visible que nuestra región atesora un potencial gastronómico y agroalimentario tremendo. El primer restaurante murciano con 3 Soles es un gran logro.

Estamos haciendo historia pero no queremos que sea un ejemplo aislado. El impecable camino de vanguardia de La cabaña Buenavista, la incansable labor innovadora que se muestra en la cocina de El Olivar, la constancia ilusionante a toda costa de Barahonda y Malvasía se está viendo reconocido al máximo nivel y debe ser referente para otros de que querer es poder. La Academia de Gastronomía va a continuar liderando los esfuerzos para poner el foco de atención sobre todo lo buenos que se hace en la restauración regional. Estamos convencidos de que la guía Repsol es una inmejorable oportunidad de hacer visible nuestra Región y su gastronomía a través de la restauración, por todo el mundo. Hace apenas unos años estábamos en una posición de enorme desventaja frente a otras regiones que vienen trabajando la promoción exterior de su gastronomía desde hace tiempo. Hoy hemos recuperado posiciones y estamos ya en el pelotón de cabeza y ahora más que nunca hay que esforzarse por ser mejores profesionales y que cada comensal que se sienta a una mesa murciana tenga una experiencia inolvidable”.


Representantes de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia, Rafael Ansón, presidente de la Real Academia Española de Gastronomía e Ymelda Moreno de Arteaga, coordinadora general de la Guía Repsol y presidenta d la Cofradía de la Buena Mesa.



 La creación de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia tiene en éste uno de sus objetivos primordiales. Borrega señala, “Si no estamos presentes en las guías de referencia de viajes, gastronomía y restauración sencillamente no existimos. Estamos apostando todo nuestro esfuerzo a poner el foco de luz sobre una región que tiene un patrimonio gastronómico variadísimo, resultado de la fusión milenaria de siete civilizaciones, y un esperanzador grupo de cocineros, restauradores y hosteleros, bodegueros, enólogos, empresarios y especialistas de la agroalimentación regional que están trabajando muy bien para poner a la región donde le corresponde como potencia gastronómica y alimentaria”.

La guía Repsol está considerada la más influyente guía de referencia de la restauración nacional por su difusión – en papel, en versión online y en aplicaciones para móviles –, su dilatada trayectoria – con la edición 2014 la guía cumplió 35 años de liderazgo en el mundo del viaje y la gastronomía- y el medido proceso de reseñas y valoración que ejecutan conjuntamente La Cofradía de la Buena Mesa y la Real Academia de Gastronomía de España a través de las Academias Regionales, presentes en todas las Comunidades Autónomas.




Víctor Meseguer, vicepresidente de la Academia de Gastronomía, es el coordinador del equipo de trabajo que elabora la propuesta detallada de restaurantes candidatos a entrar, permanecer o salir de la guía, así como los destacados para ser clasificados como “Recomendados” y los candidatos relevantes a obtener alguno de los contados “Soles”.

Meseguer afirma con contundencia “que para nosotros uno de los factores más importantes para que Murcia gane relevancia como región gastronómica es contar con restaurantes merecedores de ser  clasificados como “Recomendados”. ¿Por qué? Porque es el ejemplo de que contamos con una restauración de calidad-precio muy buena. Como todo en la vida solo si eres bueno puedes aspirar a ser mejor. Los restaurantes con “Sol” son siempre una minoría de gran calidad y una cocina de especial referencia. Este año, por primera vez, podemos decir que la Región de Murcia es una región de soles gastronómicos”.

La oferta gastronómica, la variedad agroalimentaria, el patrimonio enológico y la riqueza turística de todas las regiones españolas se aglutinan en torno una cuidada edición en papel que se ve complementada por un potente portal web www.guiarepsol.es que con más de dos millones y medio de visitas mensuales es el espacio web sobre gastronomía y viajes por España más visitado.


Rodrigo A. Borrega y Alberto Requena, presidente y vicepresidente de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia, Ymelda Moreno de Arteaga, coordinadora general de la Guía Repsol y presidenta d la Cofradía de la Buena Mesa, Cuchita Lluch, presidenta de la Academia Valenciana de Gastronomía, Lourdes Plana, directora de Madrid Fusión y representante de la Academia Aragonesa de Gastronomía, Rafael Ansón, presidente de la Real Academia Española de Gastronomía y Joan Ras i Sirera, presidente de la Academia Catalana de Gastronomía.


Alberto Requena, vicepresidente de la Academia, ha destacado la complejidad de las aportaciones a la Guía Repsol: “realizamos un trabajo en equipo a lo largo de todo el año donde, casi como en un laboratorio, cada cual realiza una labor de precisión, búsqueda y contrastar resultados y a la vez no olvidamos la visión estratégica a la hora de elaborar una buena relación de restaurantes candidatos para la Guía. Este año teníamos el reto de que el Sol, gastronómicamente hablando, no se pusiera en nuestra Región. Es nuestra humilde aportación en apoyo de tantos buenos profesionales”.

 Hay más de 200.000 restaurantes censados por toda España y la Guía Repsol recoge una escogida relación que nunca supera los 2.500 restaurantes y hoteles. De ahí la labor continúa de las Academias de Gastronomía, durante todo el año, para llevar una propuesta trabajada y estudiada con el fin de conseguir el mejor resultado posible en las periódicas reuniones de trabajo. A ello se complementa la labor de seguimiento de inspectores de la guía sobre los restaurantes más destacados o que aspiran a contar con alguno de los soles que anualmente distinguen a los mejor considerados.

El presidente de Honor de la Academia de Gastronomía, Tomás Zamora, apunta una reflexión sobre la importancia socioeconómica de la gastronomía en el momento actual con la mirada puesta en el principal reto para la gastronomía murciana: “sólo si conseguimos que nuestra gastronomía sea conocida y valorada primeramente por los murcianos, entonces será de interés fuera de nuestra región. Y la guía Repsol, tanto en papel como en internet es una muy potente aliada”.

Para la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia los puntos clave en el futuro inmediato de la restauración y la hostelería local pasan por la formación continua, la recuperación de la variedad gastronómica local y la apuesta por la innovación y la calidad de la oferta así como en el uso de productos agroalimentarios nacionales y regionales.

Rodrigo Borrega asegura que “estamos empezando. Desde la Academia de Gastronomía somos conscientes de que hay retos que exigen nuestra participación para sumar esfuerzos y afrontarlos. Algo tenemos pendiente cuando somos conocidos mundialmente como la “huerta de Europa” y sin embargo queda mucho por hacer para que nuestra Región sea reconocida por su gastronomía y sus vinos”.






ASAMBLEA GENERAL EN ÁGUILAS



La Academia de Gastronomía de la Región de Murcia celebró su Asamblea General Extraordinaria, como viene siendo habitual con la llegada de verano, en un municipio de la Región. En esta ocasión fue Águilas la ciudad elegida. La jornada de trabajo ofreció la oportunidad de conocer también la ciudad y degustar su cocina a través del buen hacer del Restaurante "El Poli", establecimiento familiar situado en las inmediaciones de "el placetón".



ACTO DE ENTRADA DE MARTA GARAULET COMO ACADÉMICO DE NÚMERO



Le adjuntamos invitación del acto de toma de posesión de Dña. Marta Garaulet Aza como académico de Número de la Academia de Gastronomía de la Región de Murcia. Este acto se celebrará el próximo miércoles 13 de mayo a las 20:00 horas en el salón de actos BMN Cajamurcia, sito en la avenida Gran Vía Escultor Salzillo de la ciudad de Murcia
  
En el deseo de poder contar con su presencia reciba un cordialísimo saludo.


                                                                                                                                                                    S.R.C. en el correo electrónico  agrm.rrii@gmail.com




Marta Garaulet. Diario El País.




APRENDIENDO A COMER DESDE PEQUEÑOS


-ACTUALIDAD ACADÉMICA-



La Academia de Gastronomía de la Región de Murcia ha reconocido la destacada labor que vienen desarrollando la Consejería de Educación, Cultura y Universidades y la Fundación Estudios Médicos de Molina de Segura promoviendo hábitos saludables de vida entre alumnos de colegios e institutos.



Una nutrida representación de académicos, encabezados por su junta directiva acompañaron al consejero de Educación, Cultura y Universidades, Pedro Antonio Sánchez, junto al presidente de la Fundación de Estudios Médicos, José Ballesta, el alcalde de Molina de Segura, Eduardo Contreras, y el rector de la Universidad de Murcia, José Orihuela, en la visita de la Escuela de Educación Infantil Nº1 de Molina de Segura, donde se desarrolla el proyecto ‘Desayunos saludables’.


El presidente de la Academia, Rodrigo A. Borrega, señaló la importante labor divulgativa que los “Desayunos saludables” vienen a realizar: “esta actividad está plenamente en consonancia con la iniciativa que la Real Academia de Gastronomía, a través de todas las academias autonómicas, viene impulsando para que la gastronomía se enseñe en los colegios. Es un excelente programa educativo que a buen seguro será referente en otras comunidades. El consejero de Educación destacó el acierto de los ‘desayunos saludables’ que realiza la Fundación con el Ayuntamiento de Molina, en los que los alumnos adquieren una serie de hábitos que les servirán para toda la vida.

El programa "Desayunos Saludables" llega a más de 500 niños y niñas de Molina de Segura en una iniciativa pionera que promueve entre los más pequeños el conocimiento de los alimentos y la importancia de una nutrición adecuada para una vida sana.




El reconocido cocinero y académico honorífico,  Raimundo González, acompañado del presidente de Honor de la Academia, Tomás Zamora, compartieron desayuno junto al consejero de Educación, el presidente de la Fundación de Estudios Médicos, el alcalde de Molina, el rector de la Universidad de Murcia y el resto de los directivos de la Academia, Rodrigo A. Borrega, Victor Meseguer, Alberto Requena y José Luis Durán, así como destacados especialistas como el profesor José Antonio Lozano Teruel, entre otros.

Los académicos Belén Pardo, Joaquín Pérez, Longinos Marín, Marta Garaulet y Francisco Navarro acompañados de la directora general de Calidad Educativa, María Begoña Iniesta y la concejala de Urbanismo y Movilidad del ayuntamiento de Molina, Consuelo Rosauro completaron la amplia representación institucional en un acto en el que participaron más de 100 niños de primaria del centro educativo.


FORMAR Y DIFUNDIR A TRAVÉS DE LA GASTRONOMÍA


- LA ACADEMIA OPINA -


Belén Pardo Cifuentes*
columna de opinión publicada en el Diario La verdad (31-01-2015)


Bajo el lema “Degusta tu plaza”, profesores y alumnos de los cursos de cocina de los programas de formación para el empleo del Ayuntamiento de Murcia han promocionado los productos de la Región de Murcia y el uso de los mercados de proximidad mediante la elaboración de recetas con productos murcianos, que han ofrecido en forma de degustación a los clientes de los mercados y plazas de abastos de Murcia y pedanías.

En esta iniciativa de la Concejalía de Empleo, Comercio y Empresa, que dirige José María Tortosa, también han colaborado los Consejos Reguladores de las Denominaciones de Origen de los vinos de Yecla, Jumilla y Bullas, y quesos de Murcia.


Los menús, realizados con recetas tradicionales murcianas (aquí te los puedes descargar), se han ofrecido en forma de tapas cien por cien murcianas a los usuarios de estos espacios, que han hecho un alto en sus compras para saborear platos de la tierra como el jamón de pato con frutos secos y pasas, ensalada de pimientos, salteadores murcianos, sangre frita con cebolla y piñones, huevos fritos con sardinas de cuba, ensalada murciana, morcón, chips de patata al pimentón de Murcia, olivas escabechadas con toque de hinojo, zarangollo y morcilla, caldo con pelotas, frito murciano con bacalao y distintos arroces, muy demandados por el público en sus variedades de caldero, arroz y conejo, arroz y verduras, arroz y marisco, así como arroz y costillejas.


También se han servido postres tan típicos como la leche frita, pan de Calatrava, arroz con leche, trufas de turrón, mousse de peras al vino de Jumilla, bizcocho de zanahoria, tartaletas de fruta, melón y los imprescindibles buñuelos de viento, huesos de santo y mantecados de almendra. Además, los alumnos participantes han repartido a los usuarios de los mercados los recetarios con los menús realizados para dar a conocer los diferentes platos y sus presentaciones más tradicionales. Para estos futuros profesionales de la restauración ha sido una oportunidad para realizar prácticas y obtener, de primera mano, la valoración del trabajo realizado.


Todo un acierto del concejal José María Tortosa, porque esta iniciativa, además de difundir la gastronomía local y contribuir al consumo de productos murcianos, también ha dinamizado la actividad de los mercados y les ha dotado de una función cultural y de comunicación social con los inmejorables frutos de nuestra huerta servidos en bandeja. Una alternativa gastronómica.

* Belén Pardo es delegada de Promoción Exterior de la AGRM.